¿Cómo ser una empresa saludable? | Masservice
1093
post-template-default,single,single-post,postid-1093,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

¿Cómo ser una empresa saludable?

Si te preocupa el bienestar de tus empleados y te interesa conocer cómo ser una empresa saludable, en este artículo te contamos cuáles son las principales acciones que puedes implementar en tu organización para promocionar la salud en la empresa.

Una empresa saludable vela por el bienestar físico y emocional de sus empleados. No se limita a cumplir las medidas de protección de riesgos laborales sino que fomenta buenos hábitos alimenticios, el ejercicio físico y la gestión del estrés y las emociones tanto dentro como fuera del trabajo.

El wellness corporate es un concepto avalado en Europa por la Red Europea de Promoción de la Salud en el Trabajo (ENWHP), que se encarga de recopilar y distribuir información y ejemplos de métodos de salud en el lugar de trabajo entre los países miembro.

Con esta iniciativa se pretende dar respuesta al reto que suponen los cambios sociodemográficos tanto en el mercado laboral como en las enfermedades. Se podría decir que el wellness corporate está a medio camino entre la prevención y la satisfacción laboral.

Existen organismos, como Aenor, que pueden otorgar un certificado a las empresas saludables que deseen implantar un programa controlado y así obtener un reconocimiento oficial. Para conseguirlo, conviene contar con el asesoramiento, la implementación y el seguimiento de las acciones por parte de una compañía especializada en servicios a empresas saludables.

 

¿QUÉ ACCIONES SE LLEVAN A CABO EN UNA EMPRESA SALUDABLE?

 

La puesta en marcha de acciones dentro de una empresa saludable puede abarcar varios ámbitos:

  • Acciones para el fomento de buenos hábitos alimenticios, por ejemplo, mediante un servicio de fruta fresca en la oficina
  • Campañas informativas y preventivas de enfermedades como el tabaquismo, las hernias discales o el infarto
  • Programas para la promoción del ejercicio físico en los empleados
  • Talleres para aprender a gestionar el estrés y las emociones, como yoga o mindfulness
  • Sesiones formativas para mejorar la motivación y el clima laboral

 

Partiendo de la base de que el capital humano es el activo más valioso de una organización, uno de los principales objetivos de una empresa saludable es contar con trabajadores sanos y motivados.

Los estudios actuales demuestran que el bienestar físico y emocional de los empleados se refleja en los resultados de la empresa. Así pues, convertirse en una empresa saludable es una oportunidad de mejora y un valor diferencial en un mercado altamente competitivo.

Según la Red Europea de Promoción de la Salud en el Trabajo (ENWHP), las principales ventajas de ser una empresa saludable son las siguientes:

  • Menor siniestralidad
  • Disminución de las enfermedades crónicas
  • Reducción de los costes sanitarios
  • Tiempos de baja más cortos y menos frecuentes
  • Empleados más comprometidos
  • Mayor productividad
  • Mejora de la imagen corporativa

 

Una empresa saludable es más atractiva para empleados y clientes, con lo que gana en competitividad y puede llegar a convertirse en referente dentro de su sector.
No lo dudes. Infórmate sobre nuestros servicios a empresas saludables y comienza ya mismo tu plan de acción.

 

Si te ha gustado este post sobre “¿Cómo ser una empresa saludable?”, seguramente te interesará…